Pues según el director general de Intel, Pat Gelsinger, la escasez de stock de PS5 podría durar hasta 2024, otros dos años más de escasez, que no es poco.

En declaraciones a la CNBC por parte de Pat Gelsinger, el problema vendría ahora ocasionado ya no por la falta de obleas en sí misma, sino por la escasez máquinas litográficas. Recordemos que los grandes fabricantes como Intel o TSMC usan la maquinaria de la Holandesa ASML, el principal productor mundial de dichas máquinas.

“Esta es una de las razones por las que creemos que la escasez general de semiconductores se trasladará a 2024, frente a nuestras estimaciones anteriores de 2023, ya que la escasez ha afectado a los equipos y algunas de las rampas de las fábricas se verán más afectadas”

Pat Gelsinger
Tanto la Xbox Series X|S como la Nintendo Switch han superado en ventas a la PS5 en los últimos meses, lo que se debe en gran parte a que la gente simplemente no puede hacerse con la consola de Sony.
Tanto la Xbox Series X|S como la Nintendo Switch han superado en ventas a la PS5 en los últimos meses, lo que se debe en gran parte a que la gente simplemente no puede hacerse con la consola de Sony.

El año pasado, Gelsinger dijo que la escasez que afectaba a PlayStation 5 acabaría en 2023, pero ahora admite que no habría suficientes obleas para satisfacer la demanda en los siguientes años.

En el otro lado tenemos a Lisa Su, directora general de AMD, que dijo que habría un aumento de la productividad y por ende, de la disponibilidad de obleas para finales de 2022, lo que haría que aumentara el stock de consolas.

Por ahora, lo que si se nota es el aumento de stock de consolas Xbox Series X y S por parte de Microsoft, todo apuntaría a que Microsoft habría pagado por la prioridad de sus chips en las fábricas de TSMC -los encargados de la producción de obleas tanto para Xbox como para PlayStation 5-.

La falta de existencias de PS5 ha provocado una clara caída de las ventas de la consola. La consola tuvo un comienzo fulgurante, ya que la última cifra oficial indicaba que Sony había vendido 17,3 millones de consolas hasta el 31 de diciembre de 2021, pero ahora está por detrás de la PS4 en términos de ventas de toda la vida. Tanto la Xbox Series X|S como la Nintendo Switch han superado en ventas a la PS5 en los últimos meses, lo que se debe en gran parte a que la gente simplemente no puede hacerse con la consola de Sony.