ESTE MIÉRCOLES, EL CADE DE BRASIL APROBÓ LA ADQUISICIÓN SIN RESTRICCIONES

El organismo regulador de Brasil ha sido uno de los primeros en aprobar la propuesta de adquisición de Activision Blizzard por parte de Microsoft.

El miércoles, el Consejo Administrativo de Defensa Económica (CADE) el regulador brasileño, dijo que había aprobado la fusión sin restricciones entre Activision Blizzard y Microsoft.

«Considerando la enorme popularidad de Call of Duty , es razonable inferir que si los juegos de Activision Blizzard dejaran de estar disponibles en las consolas de Sony, los usuarios de PlayStation podrían decidir migrar a Xbox, o incluso a un PC, para seguir teniendo acceso a los juegos de la franquicia»

«Por otro lado, también es razonable suponer que si los próximos juegos de Call of Duty pasaran a ser exclusivos del ecosistema de Microsoft, los jugadores fieles a la marca PlayStation podrían simplemente abandonar la serie, migrando su demanda a otros juegos disponibles en su consola favorita.»

«A pesar de ello, no se puede descartar la posibilidad de que Microsoft considere potencialmente rentable adoptar una estrategia de exclusividad sobre los juegos de Activision Blizzard, aunque una decisión en este sentido pueda suponer el sacrificio de una parte relevante de las ventas, de los usuarios e incluso de la popularidad de Call of Duty.»

«Esto es así porque, en teoría, dicha estrategia podría contribuir a impulsar las ventas de Xbox, a ampliar la base de suscriptores de Game Pass y a reforzar los efectos de red en el ecosistema de Microsoft, con el fin de compensar cualquier pérdida de ingresos por la venta de juegos a corto plazo.»

Parte del resumen del informe de CADE

El veredicto de CADE continúa diciendo que cree que los contenidos exclusivos han sido muy importantes para la competencia en el mercado de las consolas, y uno de los principales factores responsables de las posiciones de PlayStation y Nintendo como líderes del mercado.

«Los juegos exclusivos son un punto de referencia de la competencia entre Microsoft y SIE, aunque ninguna compañía ha desarrollado o adquirido hasta ahora un juego exclusivo que haya cambiado decisivamente la balanza a favor de una consola. Esto se debe a que los juegos exclusivos propios son menos populares y representan menos ingresos que los juegos AAA de terceros, que, hasta entonces, están disponibles en Xbox y PlayStation.»

«Como ya se ha visto, Nintendo no depende actualmente de ningún contenido de Activision Blizzard para competir en el mercado. Por su parte, Sony cuenta con varios factores- fuerza de la marca, líder mundial durante más de 20 años, amplia experiencia en el sector, mayor base de usuarios, mayor base instalada de consolas, robusto catálogo de juegos exclusivos, asociaciones con múltiples editores, consumidores fieles a la marca, etc. – que deberían contribuir a mantener la competitividad de PlayStation en un posible escenario post-Operación, incluso ante la posible pérdida de acceso a los contenidos de Activision Blizzard.»

Parte del resumen de CADE

El regulador brasileño fue uno de los primeros en compartir públicamente su correspondencia en torno a la fusión de Activision Blizzard, incluyendo un acceso sin precedentes a las respuestas de las empresas como Sony, Ubisoft, Amazon y Google.

«Además, es importante resaltar que el objetivo central de las actividades del CADE es la protección de la competencia como medio para promover el bienestar de los consumidores brasileños, y no la defensa de los intereses particulares de competidores específicos.

«Al fin y al cabo, no se puede perder de vista que el titular de los bienes jurídicos protegidos por la Ley nº 12.529/2011 es la colectividad, y no el competidor/agente económico como entidad individual.

«En este sentido, aunque se reconozca que una parte de los usuarios de las consolas PlayStation (de Sony) podría decidir migrar a la Xbox en el caso de que los juegos de Activision Blizzard -y especialmente Call of Duty- pasen a ser exclusivos del ecosistema Microsoft, la SG/Cade no cree que tal posibilidad represente, en sí misma, un riesgo para la competencia en el mercado de consolas en su conjunto.»

Parte del resumen de CADE

La decisión sigue a la de la Autoridad General de la Competencia de Arabia Saudí, que declaró en agosto que no tenía «ninguna objeción» a la propuesta de compra de la industria del juego.

La propuesta de adquisición de 68.700 millones de dólares está siendo examinada por los reguladores de todo el mundo en medio de las preocupaciones antimonopolio en un momento de creciente consolidación en la industria del juego.

Según un informe publicado este miércoles, la Comisión Federal de Comercio de Estados Unidos (FTC) podría pronunciarse sobre la propuesta de adquisición de Activision Blizzard por parte de Microsoft a finales de noviembre.

Mientras tanto, el regulador de la competencia del Reino Unido anunció el martes que ha fijado el 1 de marzo de 2023 como fecha límite para publicar las conclusiones de su investigación sobre el acuerdo.

En particular, la Autoridad de la Competencia y los Mercados (CMA) está preocupada por el impacto que el acuerdo podría tener en la capacidad de competir de PlayStation, dado que la operación supondría que Microsoft se hiciera con la propiedad de la serie Call of Duty.

Por Netón

Apasionado de la tecnología, el hardware y los videojuegos. Capitán del pequeño barco que es El Refugio 101.