Estados Unidos ha impuesto recientemente varias sanciones a las exportaciones de tecnología a China.

Arm china

Alibaba no tendría acceso a las licencias de producción de Arm

Estas sanciones están diseñadas para restringir la transferencia de tecnologías específicas e información sensible a entidades de China, de ahí que afecten tanto a Arm, en particular las que tienen vínculos con el ejército o el gobierno chinos. La principal motivación de estas sanciones es proteger los intereses de seguridad nacional de Estados Unidos, así como proteger a las empresas estadounidenses de la competencia desleal. Según Financial Times, tenemos información de que el gigante tecnológico chino, Alibaba, no puede acceder a las licencias de Arm de la tecnología Neoverse V1.

En general, el grupo tecnológico en el que se encuadra la gama Neoverse V se denomina Wassenaar — régimen multilateral de control de exportaciones (MECR) con 42 estados participantes. Este acuerdo prohíbe la venta de tecnología que pueda utilizarse con fines militares.

EE. UU. no quiere que China se beneficie de la tecnología de Arm que se haya desarrollado en parte en suelo estadounidense

EE. UU. argumenta que el Neoverse V1 IP de Arm no es sólo un producto de la británica Arm, sino también un diseño fabricado en EE.UU., lo que significa que es una tecnología estadounidense. Dado que el grupo T-Head de Alibaba, responsable del diseño de los procesadores que van en los servicios en la nube de Alibaba, no puede utilizar Neoverse V1, tiene que buscar soluciones alternativas. Neoverse V1 y V2 no pueden venderse en China, mientras que Neoverse N1 y N2 sí. El ingeniero jefe de Alibaba argumentó:

Creemos que el mundo occidental nos ve como gente de segunda clase. No nos venderán buenos productos aunque tengamos dinero.

Ingeniero jefe de Alibaba
ARM servidores china

Estas nuevas sanciones también afectan a otras empresas de diseño de chips con sede en Shenzen. Una de ellas ha señalado que pasar de Neoverse V1 a Neoverse N2 les llevará más tiempo para alcanzar sus objetivos, ya que «el rendimiento general de V1 matará a N2 en todos los frentes«. Una fuente cercana al Financial Times ha declarado que Arm está trabajando con sus clientes en China para superar estos obstáculos y alcanzar sus objetivos, dentro de los límites que imponen las sanciones.

Fuente

Por Netón

Apasionado de la tecnología, el hardware y los videojuegos. Capitán del pequeño barco que es El Refugio 101.